sábado, 31 de diciembre de 2016

Los refuerzos del coro del Real cobran casi 800 euros menos al mes que los titulares


Los cantantes que en estos momentos refuerzan al coro del Teatro Real en las funciones de 'El holandés errante' al tiempo que participan en los ensayos de la ópera 'Billy Budd' que se estrenará el 31 de enero cobran casi 800 euros menos que sus compañeros titulares en la formación por las mismas horas de trabajo, según ha denunciado a Diario Lírico uno de los coristas que, por razones obvias, solicita permanecer en el anonimato. Frente a los aproximadamente 1.810 euros que la empresa Intermezzo, subcontrata que gestiona desde 2009 el coro del coliseo madrileño, abona tras la última rebaja a los miembros del coro permanente, los refuerzos han cobrado este mes 1.027,01, lo que supone menos de seis euros por hora trabajada, casi cuatro menos de lo que perciben en el mismo período los titulares.

El sueldo mensual del coro titular ascendía en el año 2009 a 2.030 euros que la empresa redujo posteriormente a 1.910 y este año a 1.810, alegando que debía afrontar los pagos de las indemnizaciones fijadas por los tribunales en los distintos procesos interpuestos por los cantantes de la agrupación despedidos por la empresa.

Tanto los miembros del coro como los refuerzos estiman excesivo para su salud vocal el horario en el que deben permanecer cantando, estipulado por contrato en seis horas diarias con día y medio de descanso por semana, no siempre respetado. Critican la no inclusión como tiempo de trabajo de las pruebas de vestuario ni del empleado en desmaquillarse y cambiarse tras las funciones, "por muy laborioso y largo que resulte el proceso" y la firma de 'exclusividad', que deja al arbitrio de la empresa incluso la posibilidad de que los coristas participen en conciertos benéficos o concursos fuera de su horario laboral.

Ha sido totalmente imposible conseguir una respuesta telefónica o por escrito de Intermezzo sobre la veracidad de estas quejas. En una ocasión anterior y ante preguntas similares la empresa había contestado: "La información solicitada, que hace referencia a los cantantes, es confidencial y, por supuesto, no podemos difundirla". Y en septiembre de este mismo año, cuando se les consultó sobre la reducción de sueldos, su gerente, Jon Plazaola, rehusó dar explicaciones sobre el tema alegando que tales cuestiones pertenecen "al ámbito organizativo y de gestión de esta entidad y, por tanto, interno de la misma… y carecen de cualquier tipo de relevancia informativa”.

Desde el departamento de prensa del Teatro Real, y a las preguntas de este periódico sobre si la empresa Intermezzo recibe una cantidad en bruto por temporada que incluye la eventualidad de refuerzos o si estos 'gastos extras' se contemplan aparte, y si tiene información el teatro sobre las condiciones de trabajo y remuneración de esos refuerzos, han respondido: "La actividad del coro es desarrollada con independencia funcional por la empresa Intermezzo, que mantiene una relación contractual privada con esta fundación. Así, lamentablemente, no podemos atender su petición de información, toda vez que supondría la vulneración del deber de confidencialidad entre las partes, con posible afectación a lo dispuesto en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal".

No hay comentarios:

Publicar un comentario