lunes, 29 de agosto de 2016

La Filarmónica de Viena recupera una ópera por iniciativa de Juan Diego Flórez

Foto: Flórez ensayando Il templario (Martin Kubic, Festival de Salzburgo)
La Filarmónica de Viena dirigida por el maestro Andrés Orozco-Estrada ha estrenado en el Festival de Salzburgo la ópera Il templario del compositor alemán Otto Nicolai (1810-1849) por iniciativa del tenor Juan Diego Flórez que la protagoniza. Con las localidades agotadas desde hace tiempo, la obra, en versión concierto, se presentará también el día 30 de agosto. La Filarmónica interpreta por primera vez fuera de Viena Il templario, una ópera poco conocida y poco representada del que fue su fundador en 1842.

Además de Flórez (Vilfredo d’Ivanhoe), el reparto incluye al barítono italiano Luca Salsi (Briano di Bois-Guilbert), a la mezzosoprano francesa Clémentine Margaine (Rebecca), a la soprano austriaca Kristiane Kaiser (Rovena), al bajo rumano Adrian Sâmpetrean (Cedrico il Sassone), al barítono mexicano Armando Piña (Luca di Beaumanoir) y al tenor austriaco Franz Supper (Isacco di York), con el Bachchor de Salzburgo.

Foto: Saludos de todo el reparto de Il templario
Il templario es una ópera en tres actos con libreto en italiano de Girolamo Maria Marini basado en la novela Ivanhoe de Walter Scott. Se estrenó con gran éxito en 1840 en el Teatro Regio de Turín lo que llevó a que se presentase en Génova, Milán y Trieste ese mismo año, y en Venecia, Viena, Barcelona, ​​Brescia y Vicenza al año siguiente. Su popularidad se mantuvo hasta 1860, cayendo posteriormente en el olvido durante más de 160 años, pues aunque en 1937 Joseph Goebbels, que buscaba óperas puras alemanas para reemplazar las obras de compositores judíos en la escena alemana, se sintió atraído por la historia de Ivanhoe, y encargó que fuese reescrita para eliminar los elementos favorecedores a la heroína judía Rebeca, la Segunda Guerra Mundial impidió que se cumpliesen sus deseos.

La ópera volvió a perderse cuando los archivos de Bote & Bock en Berlín y la Casa Ricordi en Milán fueron destruidos durante la guerra. Recuperada en 2006, se reconstruyó la partitura y se reestrenó en 2008, aunque desde entonces apenas ha sido representada. La acción transcurre en Inglaterra en el marco de las luchas entre anglosajones y normandos. Vilfredo d'Ivanhoe está enamorado de Ravena, de la que su padre es tutor y que desea casarla para obtener ventajas políticas. Cedrico se vuelve contra su hijo, lo que lleva a ésta a partir a las cruzadas. Ivanhoe es herido y recibe los cuidados de la judía Rebeca, que con su padre Isaac sigue a Ivanhoe de vuelta a Inglaterra, donde Rebeca es a su vez amada por Briano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario