lunes, 23 de mayo de 2016

Nick Allen pide disculpas por haber asustado a una colonia de pingüinos con su canto

Foto: Nick Allen (web del tenor)
El tenor inglés Nick Allen, cuyo vídeo cantando 'O Sole mío' en la Antártida mientras decenas de pingüinos huían asustados se convirtió en viral en Youtube en la última semana, ha colgado un nuevo vídeo en su página de Facebook en el que comunica que ha retirado el anterior, explica por qué lo ha hecho, se disculpa por su acción y pide que nadie le imite. El cantante, que se mostró abrumado por la repercusión de su acción, sufrió un aluvión de críticas por "perturbar el habitat natural de los pingüinos", llegando a recibir mensajes en los que se consideraba su interpretación como "maltrato animal psicológico". Allen ha comunicado que entregará el dinero que ingrese por el vídeo a una asociación antártica de conservación de animales.


Aunque muchos de los internautas encontraron el vídeo divertido, Allen relata que recibió una llamada de la International Antartic Tour Operators en la que sus responsables mostraban su preocupación porque otras personas quisieran ir a la Antártida,  uno de los ecosistemas más frágiles del planeta, a repetir la misma acción para lograr más visitas en sus cuentas de Internet. El tenor explica en su nueva grabación que se siente culpable por haber asustado a los animales, se muestra dolido por los comentarios recibidos, reitera su amor por la naturaleza y señala que "la Antártida es un lugar maravilloso al que fue un privilegio viajar pero, por desgracia, no lo he tratado con el suficiente respeto".



"Si alguna vez tenéis la oportunidad de visitar la Antártida, por favor, no hagáis lo que yo. Escuchad a los expertos que os acompañan, haced el mínimo ruido posible. No cantéis ópera, a los pingüinos no les gusta. No cantéis nada", pide el cantante en su grabación.  En diciembre de 2013 la banda de heavy metal Metallica actuó en la Antártida, en el interior de una carpa transparente de doce metros de diámetro a través de cuyas paredes se disfrutaba de la vista de los glaciares, para un centenar de asistentes que les escucharon a través de auriculares para evitar el impacto medioambiental. El evento, que fue aprobado y contó con la supervisión de la Dirección Nacional Antártica (DNA) argentina, requirió más de un año de intenso trabajo y un meticuloso protocolo de protección del entorno.



Nacido en Lowestoft, Inglaterra, Nick Allen destacó por su voz desde su etapa escolar. Tras ganar una beca para la prestigiosa Escuela Guildhall de Música y Drama de Londres, donde se graduó hace seis años, ha iniciado una carrera como solista de ópera y oratorio, que alterna con intervenciones en musicales y conciertos. Su espectáculo 'Tenor Most Wanted' (El tenor más buscado) en el que interpreta desde repertorio clásico de ópera a canciones contemporáneas ha recibido el aplauso unánime de la crítica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario