martes, 26 de abril de 2016

Una campaña de recogida de firmas pide que Melilla mantenga abierta Asbanor

Foto: Banda Ciudad de Melilla (Facebook de la agrupación)
Una petición en la plataforma Change.org dirigida al Gobierno de la Ciudad Autónoma de Melilla, pide a ésta que no cierre la Escuela de Música de la Banda, Orquesta y Coro Ciudad de Melilla (Asbanor). La campaña de recogida de firmas promovida por una de las trabajadoras del centro se hace eco de una reunión del equipo docente en el que se informó de la suspensión de las clases tras varios meses sin cobrar las nóminas. Ante esta campaña, el director de la Escuela ha declarado este lunes 25 de abril que el centro seguirá abierto y que, aunque la situación económica es mala, la consejera de Cultura le ha asegurado que el asunto de la falta de fondos se solucionará en las próximas horas. Asbanor había denunciado en marzo que sus integrantes llevaban sin cobrar desde el mes de noviembre de 2015.


El pasado miércoles 20 de abril padres, alumnos y profesores reunidos en la escuela decidieron que si este lunes 25 no se había recibido el dinero que el Gobierno de la Ciudad Autónoma adeuda a Asbanor, no impartirían ni una clase más. La escuela cuenta en la actualidad con más de trescientos alumnos. Frente a las declaraciones de la consejera acusando a profesores y músicos de manipular a los padres, estos han respondido con su apoyo a las campañas iniciadas por los profesionales de la Escuela en las redes sociales. La etiqueta #melillanosuena ha recibido la solidaridad de cientos de melillenses, así como la campaña de recogida de firmas, cuyo texto se reproduce a continuación.

TEXTO DE LA PETICIÓN:

"Hoy nos han convocado a una reunión con el equipo docente de la Escuela Banda Orquesta y Coro Ciudad de Melilla en la que se nos ha informado de la suspensión de clases tras llevar varios meses sin cobrar su nómina.

Como trabajadora: no concibo estar más de 4 meses trabajando cada día sin cobrar ni un euro. El trabajo desempeñado por esta Asociación es intachable, aporta beneficios a la Ciudad, ya que forma una gran cantera de músicos, muchos de los cuales luego acceden al conservatorio municipal.

Como madre: me indigna soberanamente que mis hijos no puedan recibir sus clases de música si sus padres se han estado sacrificando y luchando por ello, si a él le gusta, lo forma como persona y hace una actividad que además de ser educativa es lúdica. Me indigna que porque "no haya dinero" (ya sabemos que para otras cosas sí), sus profesores no cobren y no puedan enseñarles, que no puedan disfrutar de su Campamento Musical, que no puedan cantarme cuando vaya a recogerlos, que no sienta la música en cada poro de su piel porque, señores, sus profes no cobran y aquí nadie trabaja gratis.

También como madre me pongo en el lugar de esas madres que trabajan en la Asociación, esas madres que no pueden pagar sus hipotecas, que no pueden, tal vez, hacer la compra, que tienen que sonreirle a sus hijos cuando sus corazones lloran por dentro porque no saben lo que les deparará el futuro, ni si tendrán un plato que llevarse a la boca...porque no cobran.

La Asociación, como todas, tiene sus cosas buenas y malas. Si valoras las malas no te apuntes y ya está. Las buenas son muchas. Además de lo dicho anteriormente hay que señalar que el Coro ha estado ofreciendo de forma gratuita su participación en grandes espectáculos y eventos de esta ciudad (zarzuelas, conciertos, misa de la coronación, galas, música sacra, festividades...) y que eso conlleva un esfuerzo y un sacrificio por parte de sus componentes, quienes después de una larga jornada se reúnen tres veces en semana, de 21.00 a 23.00 horas, si no hay espectáculo cerca, para ensayar.

La Banda y la Orquesta amenizan los grandes momentos anuales, siempre con una sonrisa, siempre de manera profesional: ¡qué bonita suena la banda en la feria! ¡cómo animan! Olvidaos de eso, porque probablemente ya no va a estar...¡qué bien que toca la banda en los toros! De eso también os podéis ir despidiendo...¡qué sentimiento y recogimiento se respiraba en Semana Santa con la música acompañando los pasos! Olvidaos, ya han amenazado con llamar a otros...¡qué espectáculos tan variados ofrece la orquesta cada mes! ¡qué zarzuela tan impresionante! Pues, ea, a vivir del recuerdo... Y así podría seguir hasta el infinito y el más allá...

Desconozco el protocolo, la burocracia, los acuerdos, las condiciones... Lo que conozco es que como el mío, más de 200 niños y no sé cuántos adultos se quedan sin su Escuela de Música, que hay familias que viven de esto (ahora malviven), que los perjudicados son nuestros hijos... Que me indigna.

No voy a hacer demagogia barata hablando de los beneficios de la formación musical, hartamente conocidos por todos...es simple, no quiero que cierren la Asociación.

No podemos permitirlo.

Que luego a todos se nos llena la boca hablando de educación, formación, actividades...Pero aquí está el resultado de una Asociación que cada año tiene más preinscripciones.

No podemos permitir el cierre.

Y siempre habrá quien diga que existe un conservatorio, sí, cierto es, pero allí no cogen a niños de tres añitos, no se organizan espectáculos, no lo podemos disfrutar todos y no puede acoger a todos los alumnos que ahora se van a quedar sin clases ni a los músicos que se van a quedar en la calle.

Y habrá quien hable de la Escuela de Música Municipal... Que me parece estupenda, pero que tampoco pueden ir niños de tres años, ni pueden estudiar la mayoría de los instrumentos... En fin, quiero expresar, por si no ha quedado claro, mi indignación, quiero que todo esto se resuelva ya, PERO YA, y no con un artículo de prensa en el que diga que el pago es "inminente", sino con hechos.

PAGUEN LO QUE DEBEN PARA QUE TODOS PODAMOS SEGUIR DISFRUTANDO DE LO QUE MÁS NOS GUSTA: LA MÚSICA".

No hay comentarios:

Publicar un comentario